Tormenta destructora

tuitear

El pasado miércoles 11 de julio se formó sobre el sistema Ibérico una tormenta que descargó con violencia, viento, granizo y agua

Cuentan que de la zona de la cuenca media del río Aguasvivas, el término más afectado ha sido Monforte y Loscos, donde podrán haber perdido gran parte de la cosecha de cereales, que también resultaron afectados Plenas, si bien nos faltaría corroborarlo con vecinos de dichos pueblos. El Diario de Teruel del pasado día 15 ofrecía muchos más detalles sobre el resto de destrozos en viviendas, coches...

En Huesa nos dicen que se libraron por poco de esa gran nube muy negra que veían avanzar, y que finalmente solo pilló en campos de Faceras, que lindan con Blesa por las partidas de Valdoria y Valceres, donde también cayó la tormenta y arrasó campos de los agricultores locales.

"Que rución lleva esa tormenta" exclamaba un vecino de Blesa que la vio venir, cuando empezó “Parecía el fin del mundo”.

Debido a esas lluvias torrenciales, nos han contado también que en Blesa ha bajado el río Seco algo más de dos días, de tanta agua recogida en esas dos cuencas de Valdoria y Valceres que desaguan en dicho barranco, y llevaba en su momento álgido un metro de altura. También bajaría el río Seco de Monforte, que confluye en el barranco de la Saladilla y se une al río Santa María que baja por Plenas y Moyuela.

Ese día soplaron en el valle del Ebro fuertes vientos, con agua también, que arrancaron más árboles que de costumbre en diversos barrios y en calles principales de Zaragoza capital, rompiendo la catenaria del Tranvía.

En el medidor de la presa de Huesa han contabilizado 7,4 litros/m2 el miércoles y 9,2 el jueves/viernes, pero en Loscos contaban que "en 20 minutos cayeron 35 litros por metro cuadrado y de granizo" y en el desgraciado Monforte que "el pluviómetro que tengo lo reventó el pedrisco".

Fuente de los datos: C.H.E..