Para el sostén de la iglesia...

tuitear

Se me olvidaba comentar la novedad del pasado mes, la colocación de uno de los puntales de nuestra actual parroquia.

Durante el mes de agosto, se vio que algunos parroquianos de Blesa, tras ascender la calle Mayor para llegar al cancel de la iglesia, ya llegaban algo faltos del empuje y brío de la juventud y se les hacía más cuesta arriba el escalón que lo eleva sobre la calle por ese lado. Así que, ante tal evidencia, una parroquiana donó un asa y unos voluntarios blesinos la colocaron en el pilar, constituyendo "per se", pese a su sencillez, el verdadero sostén de la actual iglesia.


No quería hacer metáforas con respecto a cómo está la población de Aragón, pero... cualquier día necesita unas escaleras mecánicas para ascender al cielo, porque por sus propios pies... no sé. Pero no hay que preocuparse por tan trascendentales viajes, que siempre lo podrá organizar mosén Avelino.